Métodos de protección pasiva para las estructuras metálicas

976 77 34 91
Métodos de protección pasiva para las estructuras metálicas

Las naves agrícolas en Navarra que construimos en nuestra empresa a partir de estructuras metálicas cuentan con una serie de tratamientos que las protegen pasivamente ante la posibilidad de que se desencadene un incendio. Este tipo de protección resulta fundamental para garantizar la seguridad y prolongar la vida útil de estas estructuras tal y como te vamos a contar a continuación.

La protección ignífuga contra incendios debe abarcar también a las estructuras metálicas. Tendemos a pensar que sólo la madera arde con facilidad pero lo cierto es que las estructuras metálicas, aunque no ardan, pueden alcanzar temperaturas muy altas que provocan la disminución de su resistencia mecánica causando el riesgo de derrumbe. Para que esto no ocurra, es fundamental que las estructuras metálicas, especialmente las que sirven de base para construir naves agrícolas en Navarra como las realizadas en nuestra empresa, reciban una serie de tratamientos para evitar que el fuego se propague con facilidad.

Uno de esos tratamientos consiste en recubrir las estructuras metálicas con pintura o barniz intumescente. Estas sustancias no impiden que el fuego ataque a las estructuras sobre las que se aplica pero sí son capaces de ralentizar su expansión para facilitar una intervención a tiempo que evite pérdidas materiales e incluso humanas.

Otras de las prácticas más habituales consiste en colocar mortero de lana de roca en las vigas y columnas de las estructuras metálicas para mantenerlas protegidas de las altas temperaturas y para que funcione como un aislante térmico sobre ellas.

Si buscas una empresa profesional para encargarse de la elaboración de estructuras metálicas para naves industriales, agrícolas o ganaderas, confía en la experiencia de Gramin. Llámanos y cuéntanos cuáles son tus necesidades de almacenaje o producción y nosotros las haremos realidad.

haz clic para copiar mailmail copiado